saltar navegación

Que se modifique la normativa del IRPF para que se contemplen deducciones por hijos que cursan estudios universitarios y no perciben becas.

23 marzo 2012

Materia: Hacienda. Impuestos. IRPF. Deducciones.

Administración destinataria: Departamento de Economía y Hacienda. (Hacienda Tributaria de Navarra).

Resumen: Una ciudadana propuso que la normativa reguladora del Impuesto de la Renta de las Personas Físicas contemple algún tipo de deducción por gastos por hijos a cargo que cursen estudios universitarios y no perciban beca o ayuda al estudio.

Resultado: Tras solicitarse informe al Departamento de Economía y Hacienda, la Hacienda Tributaria de Navarra informó que, actualmente, no se encuentra en estudio, ni existe tampoco previsión alguna al respecto, para introducir en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas beneficios o deducciones tributarias en este sentido. El informe señala que el establecimiento de exenciones y deducciones tributarias y, en general, de beneficios fiscales, debe tener, si no un carácter excepcional, sí al menos una sólida justificación técnica para su implantación.

El informe señala también que la desgravación fiscal específica sobre gastos universitarios ocasionados por los hijos no significa que en el IRPF no se tengan en cuenta tales cargas económicas dentro del marco de los principios y reglas legales. En ese sentido, al importe de la renta gravable obtenida por el sujeto pasivo y que integra la parte general de la base imponible, la Ley le aplica una serie de reducciones tributarias en concepto de mínimos personales y familiares. A través de la aplicación de esos mínimos, se cuantifica aquella parte de la renta que, por destinarse a satisfacer necesidades básicas personales y familiares del contribuyente no tributarán por el impuesto. En el importe de estas cuantías y, más en concreto, en los mínimos familiares por descendientes que conviven con el sujeto pasivo, habría que entender incluidos, entre otros, los gastos ocasionados en la educación de los hijos. En consecuencia, el Departamento manifiesta que, ni en Navarra, ni en prácticamente ninguna otra Comunidad Autónoma, salvo el caso aislado de Canarias, se aplica un tratamiento fiscal específico, en forma de deducciones en cuota, para este tipo de gastos vinculados a la educación universitaria. Y es que, afirma la Administración tributaria, el catálogo de las deducciones en cuota, por la propia naturaleza de excepción a que deben responder tales deducciones, particularmente en la mecánica de este impuesto, tiene que ser de un número y contenido muy limitados.

En consecuencia, la Administración no ve factible la propuesta.